CERES MACHADO

Ceres Machado es directora, coach de actrices y actores y guionista.

Es una de las directoras de cortometrajes más premiadas y seleccionadas de Andalucía. En su recorrido como cortometrajista lleva más de 300 selecciones por todo el mundo y más de 50 premios.

Más sobre ella

Nací en Melilla y estudié Comunicación Audiovisual en Málaga. Soy directora, coach de actrices y actores y guionista. Necesito contar historias. Lo hago desde siempre. De pequeña escribía historias que mi hermana y mis primas interpretaban en un teatrillo improvisado. Hoy he hecho de ello mi profesión y no concibo vivir de otra manera.

Creo firmemente que el arte y la cultura cambian la mirada del mundo. El cine es capaz de abrir mentes y nuevos horizontes, de plantear retos y visiones, y eso es lo que busco con mis historias y mis personajes.

En realidad yo no elegí al cine… el cine me eligió a mí y desde ese día, somos inseparables.

En el año 2012 me estrené con una videocreación con un poema interpretado por el ya fallecido Pepe Mediavilla. Plétora es mi primera incursión en el cine. Para mí es un trabajo importante porque fue una declaración de intenciones, aunque poco después tuve claro que mi camino era la ficción.

En 2013 ruedo Mormón, una comedia protagonizada por Salva Reina que consigue en torno a las 50 selecciones y 3 premios. En 2018, Una mujer completa, protagonizada por Belinda Washington y Alejandro Vergara. Actualmente sigue en distribución y lleva cerca de 100 selecciones.

Candela (2019), protagonizada por Arlette Torres, Pedro García Aguado, Jimmy Shaw y Roger Pera, acaba de entrar en el circuito de distribución y lleva cerca de 30 selecciones.

En 2020 ruedo Amateurs, una comedia protagonizada por Miguel Ángel Martín (Tú no mandas) y Vivy Lin con un éxito increíble. Supera ya las 50 selecciones.

Ese mismo año filmo Es violencia, cortometraje protagonizado por Nacho Guerreros y María Vilches sobre la violencia de género psicológica para la Delegación del Gobierno de Melilla. Con una gran acogida, otras áreas del país e institutos han empleado el cortometraje como elemento pedagógico.

En paralelo, he trabajado como coach de actrices y actores en varios trabajos para otras y otros directores. La petite mort, de Delia Márquez; Last memory, de Juanlu Moreno Somé y Una noche cualquiera, de Juanlu Moreno Somé.

He trabajado como Primera de Dirección en El abonado, de Pedro Pacheco; Secretos del lado oscuro, de Salvador Martos Cortés o Alice under the table, de Iván Boutazakht.